Monday, March 12, 2007

WIN WENDERS A LA GRINGA ... ACOMPAÑADO CON UNA FRIA CENA EN PARIS DE "ERNESTO" HEMINGWAY, ROLANDO POR LA "CONDECHI".

Uno de mis cineastas favoritos es el alemán Win Wenders, que fue, para mi un contacto muy profundo con la "ángelicalidad" con su Película "Las álas del Deseo" que ví en el cine "Bella época" en la colonia Condesa (Lo que es ahora la librería Rosario Castellanos). Hay tanto Wenders en mi novela que hasta la primera crítica de mi editor fue en función a qué no había ninguna necesidad de mostrar una influencia tan total en el capítulo ocho, Y claro que la tenía, ya que gracias a él, sentí que, esas álas que vibraba a mi alrededor eran ciertas.
Luego pasó el tiempo y unos gringos se lanzaron a un refrito de "Tan lejos, tan cerca" la segunda parte de esta saga alada, donde aparecía Nicholas Cage rifándosela de ángel que quiere sentir lo que es ser un mortal y enamorarse.
¿Cual creén que fue la forma en que este angelito deseó lanzarse a la tierra? ¿Cual creén que fue el pecado que lo tentó? ¿su primer contacto con el mundo de los hombres? El siguiente parrafo de "París era un fiesta" de Hemingway. chequen la forma de describír del maestro: UNICA Y TOTAL.

Comiendo las ostras con su fuerte sabor a mar y su deje metálico que el vino blanco fresco limpiaba, dejando solo el sabor a mar y la pulpa sabrosa, y bebiendo el frío líquido de cada concha y perdiéndolo en el neto sabor del vino, dejé atrás la sensación de vacío y empecé a ser feliz y a hacer planes.

La forma más cercana de probar está experiencia se encuentra en el restaurant "Bistró Mosaicos" también en la colonia Condesa. Ahi, sirven esas ostras (ostiones en su concha) con un vino blanco de la casa tersamente seco (Reza un proverbio de restaurantero argentino: dejamé veinte cajas de vino tinto y una de blanco ... nunca falta alguien de mal gusto) en un ambiente de los cafés parisinos.

Después de eso; si fue suficiente Wenders, suficiente Hemingway, suficientes ostras y suficiente vino, sentirás, que algo muy curioso comienza a aparecer en tu espalda.

SALUDOS.

5 comments:

violador de papantla said...

Me gustó, vaya que me gustó este Post, Ojalá pudiera leer más a Hemingway, creo que "etsageras" bo todas las "gentes" que tóman vino blanco son así !
hay algunas "piores", Ví " tan lejos, tan cerca" ví el angel enamorado y creo que es díficl hacer una buena secuela de dichas obras, y para tal empresa, creo que la que hace Nicolas Cage, es más que aceptable ... no crees ?

Kharlos said...

Oye Arcgabriel, tengo 2 boletos que me sobran para el Concierto de ASIA, el primero es en la Fila 11 de PREFERENTE, y el Segundo es en FILA CERO, adentro de El Escenario!!!!

No sabes de alguien que se interese por ellos?

Mi correo electrónico es themetallian26@gmail.com

Midori said...

jeje gracias por postear!!! ta chido tu blog! amo lo ostiones pero no los puedo comer desde hace un año... por una infección que terminó en el hospital (la infección, y parte de mi, lo que había en ese momento je)
Y me encantó el título de tu blog

Phantom Lord said...

El vino blanco es de mal gusto? Y si me vieras un sabado a las 2 de la mañana despues de celebrar con una botella de bacachá blanco, que sería? pésimo gusto, mala suerte o principio de indigencia?

Saludos aguardientosos a todos

pinhead said...

El leonsito entra en vino blanco ? saludos a todos y gracia spor el post y si tengo madera de narrador melodramático televisivo pues se lo debo a la television jajaja, gracias y salud